stickyimage

http://noticiasdeazul.com/wp-content/uploads/2012/03/banner_animado_01.jpg

17 años de prisión para el veterinario Marcelo “Yeye” Vitale que abusó sexualmente de dos menores

Este mediodía en la sala que el Tribunal Oral en lo Criminal N°1 tiene en la sede del Palacio de Justicia de nuestra ciudad, se leyó el veredicto en la causa que por delitos contra la integridad sexual de dos menores se le iniciara a un veteriano de nuestra ciudad.

César Marcelo “Yeye” Vitale de  46 años, estaba acusado de los delitos de “abuso sexual con acceso carnal (1 hecho) en concurso real con abuso sexual gravemente ultrajante reiterado; y abuso sexual con acceso carnal (5 hechos) en concurso real con abuso sexual gravemente ultrajante reiterado” sobre dos menores de edad, y este mediodía fue condenado a la pena de 17 años de prisión de cumplimiento efectivo por haberlo encontrado autor penalmente responsable del “delito continuado de abuso sexual con acceso carnal” con relación a una de las menores y autor del “delito continuado de abuso sexual con acceso carnal” a la menor restante. Ambos, cometidos “en concurso real de acciones”, así lo dictaminó por unanimidad los Jueces  Dres. Joaquín Duba, Martín Céspedes y Carlos Pagliere (h) integrantes del Tribunal Oral en lo Criminal n° 1 de nuestra ciudad.

Cabe recordar que, durante los alegatos, el Fiscal Dr. Marcelo Fernández había solicitado la pena de 14 años de prisión, en tanto que desde la defensa solicitaron su absolución.

Tanto Vitale como su abogado defensor, Dr. Dino Dátola, no estuvieron presentes durante la lectura de la parte resolutiva de la sentencia, y se presupone que el fallo será apelado por parte de la defensa del veterinario condenado a 17 años de prisión por haber abusado de dos menores de edad durante los años 2012 y 2013.

Fundamentos:

El señor Juez CESPEDES dijo… el delito continuado implica la unificación jurídica de varios hechos cada uno de ellos delictuoso en sí mismo. Para la ley, en razón de la dependencia unificadora que media, esa pluralidad representa un solo delito, calificable con arreglo a la más grave violación sucedida en su transcurso, dado que es indefectible unificar el grado y el título del delito único. De manera que si en el lapso de la continuación, unos hechos fueron tentados y otros consumados, o unos fueron simples y otros calificados, el delito único será, respectivamente consumado o calificado, y éste último será el que se deberá tomar en cuenta…”.

…”Sin pretender abordar nuevamente lo que ya en forma detallada se analizó en el tratamiento de la Cuestión Primera del Veredicto, en el caso estamos frente a una pluralidad de acciones -simples (tocamientos en las partes íntimas) y calificadas (múltiples introducciones del pene en la cavidad bucal)-, dependientes mutuamente entre sí por la unidad de designio; representada por la intención de Vitale de someter a abusos sexuales indeterminados a dos menores de edad, de tan solo diez y ocho años de edad, ejerciendo sobre ellas el poder que le brindaba la autoridad de ser el padre de su amiga y dueño de casa, con el uso de amenazas hacia las respectivas familias de las víctimas de autos si ellas contaban lo ocurrido; con unidad de lesión jurídica y donde el actor –César Marcelo Vitale- y las víctimas son los mismos, encuadrables legalmente en el delito más grave.

Mención aparte merece la introducción del pene en la cavidad bucal, en este caso en reiteradas oportunidades de las menores de sólo ocho y diez años de edad, donde con el pretexto de tener que descubrir el sabor del dulce, debían succionar el objeto que lo portaba lo más posible y por el mayor tiempo, la que configura el delito de Abuso Sexual con acceso Carnal.

 Al respecto ha resuelto el Excmo. Tribunal de Casación Penal de la Provincia de Buenos Aires que La figura de la violación, como corolario de la nueva visión traída por la reforma, sufrió una modificación estableciendo que la pena será de seis a quince años de reclusión o prisión cuando, mediando las circunstancias del primer párrafo –esto es, abuso sexual de una persona menor de trece años, o cuando se utilizara violencia, amenaza, abuso coactivo o intimidatorio respecto de un relación de dependencia, de autoridad o de poder, o faltara el consentimiento libre- hubiere acceso carnal ‘por cualquier vía’, cambio conceptual que respondió, según lo transluce el debate parlamentario, a tener expresamente en cuenta la “fellatio in ore”, inclusive al extremo de mencionarla como uno de los motivos que suscitaron el deseo de reforma.(TC0002 LP 15017 RSD-446-5 S 25-10-2005 y con igual posición, TC0002 LP 19856 RSD-958-7 S 20-11-2007).

 En consecuencia, la calificación que corresponde otorgar, es la de delito continuado de Abuso sexual con acceso carnal respecto al hecho que tuviera como víctima a dos menores de 8 y 10 años y delito continuado de Abuso sexual con acceso carnal en relación al hecho que tuviera como una de las víctimas, ambos en concurso real de acciones, en los términos de los artículos 45, 55 y 119 tercer párrafo del Código Penal.

 Así lo voto, por ser mi sincera convicción (arts. 373 y 375, párrafo segundo, apartado 1) y concordantes, del C.P.P.).

 El Señor Juez DUBA, votó por los mismos fundamentos en igual sentido al Señor Juez preopinante, por ser su sincera convicción.

 El Señor Juez PAGLIERE (h), votó por los mismos fundamentos en idéntico sentido al Señor Juez CESPEDES, por ser su sincera convicción.

A LA SEGUNDA CUESTIÓN, el Señor Juez CESPEDES dijo:

 Que corresponde condenar a César Marcelo Vitale como autor penalmente responsable del delito continuado de Abuso sexual con acceso carnal respecto al hecho que tuviera como víctima a una de las menores y del delito continuado de Abuso sexual con acceso carnal en relación al hecho que tuviera como víctima a la otra menor (DE QUIENES SE PRESERVAR SUS DATOS PERSONALES), ambos en concurso real de acciones, hechos cometidos en la ciudad de Azul entre los años 2012 y 2013, a la pena de diecisiete años de prisión, accesorias legales y costas procesales.

 Así lo voto por ser mi sincera convicción (arts. 12, 29 inc. 3°, 40, 41, 45, 55 y 119 tercer párrafo del Código Penal y arts. 375, párrafo segundo, apartado 2) y concordantes, del Código Procesal Penal).

 El Señor Juez DUBA, votó por los mismos fundamentos en igual sentido al Señor Juez preopinante, por ser su sincera convicción.

 El Señor Juez PAGLIERE (h), votó por los mismos fundamentos en idéntico sentido al Señor Juez CESPEDES, por ser su sincera convicción.

 Con lo que terminó el acto firmando los Señores Jueces del Tribunal, por ante mí que doy fe.

Fdo.: Dres. Joaquín Duba, Martin Eugenio Céspedes, Carlos P. Pagliere (h), Jueces del Tribunal

Ante mi: Dr. Nicolás Núñez Vilela, Auxiliar Letrado del Tribunal

Dice la SENTENCIA:

Azul, 16 de junio de 2017.

Atento a lo acordado por el Tribunal y a lo dispuesto por los artículos 12, 29 inc. 3°, 40, 41, 45, 55 y 119 tercer párrafo del Código Penal y artículos 371, 373, 530, 531 y 534 del Código Procesal Penal, SE RESUELVE:

 1º) Condenar a César Marcelo Vitale, argentino, apodado “Yeye”, de profesión veterinario, D.N.I. Nº 22.024.572, nacido en la ciudad de Azul el día 2 de junio de 1971 e hijo de Héctor Cesar y de Alicia Nélida Magrini, a la pena de diecisiete años de prisión, accesorias legales y costas del proceso, por resultar autor penalmente responsable del delito continuado de Abuso sexual con acceso carnal respecto al hecho que tuviera como víctimas a dos  menores de edad, de 8 y 10 años, hechos en concurso real de acciones cometidos en la ciudad de Azul entre los años 2012 y 2013.

 2°) Ordenar, una vez firme la presente, la devolución a César Marcelo Vitale de los elementos secuestrados a fs. 91/93 y transformar en definitiva la entrega que en carácter de depositario judicial provisorio se efectuara a fs. 399 a Bettina Cecilia Sanchez de dos CPU, uno sin marca visible de color gris con inscripción en plateado DVD ROM y el restante marca Xandros, con numero de serie 1491825, todo lo cual se practicará a través de la Fiscalía de Juicio correspondiente de conformidad a lo dispuesto por el art. 52 inc. 8 de la ley 12.061 y a lo normado en los arts. 9 y cctes. del Acuerdo nro. 3062/02 de la SCBA.

 3°) Regular los honorarios profesionales del señor Defensor particular, Dr. Dino Dátola, por su labor en pro de su defendido César Marcelo Vitale en la suma de 70 Jus, con más el porcentual legal, conforme a lo establecido por los arts. 9, ap. I, nro. 17, letra d), 10, 15, 16, 28, 33, 54, 57 y concurrentes del Dec-Ley 8904 y Ley 8455.

 Regístrese, notifíquese, resérvese copia y comuníquese a la Secretaría de la Excma. Cámara de Apelación y Garantías Departamental (art.22 Acordada Nº 2840/98 de la Excma. Suprema Corte de Justicia de la Provincia de Buenos Aires).

Fdo.: Dres. Joaquín Duba, Martin Eugenio Céspedes, Carlos P. Pagliere (h), Jueces del Tribunal

Ante mi: Dr. Nicolás Núñez Vilela, Auxiliar Letrado del Tribunal

 

4 meses ago by in La ciudad , Sin categoría. You can follow any responses to this entry through the | RSS feed. You can leave a response, or trackback from your own site.